Font Size

Layout

Menu Style

Cpanel

Carácter Propio

1.INTRODUCCIÓN

Los centros educativos de nuestra Congregación se muestran como comunidades educativas en misión compartida. La plena consecución de los objetivos aquí contenidos exige que todos los miembros de la Comunidad Educativa tengan conocimiento del Carácter Propio del centro y lo acepten o, al menos lo respeten. La Entidad Titular facilita este conocimiento. Nos comprometemos en el desarrollo y mejora continua de una escuela de calidad porque:

  • Acogemos a todas las personas, con un proyecto, que desarrollamos entre todos.
  • Apostamos por la persona con propuestas de crecimiento integral desde todas las inteligencias.
  • Preparamos para aprender a lo largo de toda la vida.
  • Nos convertimos en testimonio y signo de Jesús y de una vida abierta a la trascendencia.
  • Fomentamos el trabajo en red y la solidaridad con los más pobres.
  • Actuamos de manera proactiva ante los retos y problemas de nuestro entorno, especialmente con los más desfavorecidos.

 

2.VISIÓN

 

2.1  VISIÓN

Nuestra Congregación de RR. Adoratrices, tiene y propone una determinada visión de la persona, los valores, la trascendencia y la educación.

 

2.1.1        NUESTRA VISIÓN: UNA FORMA DE VER LA REALIDAD

 

En el contexto sociocultural de nuestros Centros y desde el Carisma Fundacional, nuestra acción educativa trata de insertarse en el entorno geográfico, social, cultural, político y eclesial, para dar una respuesta adecuada a las necesidades de promoción integral de niños, adolescentes y jóvenes que son la razón de nuestros Centros.

Una visión de esperanza, crítica y optimista de lo que pasa en el mundo, que genera expectativas positivas en la Comunidad Educativa y en las familias.

Una visión desde los valores del Evangelio. Como hizo Jesús de Nazaret, aceptamos a las personas con sus valores y circunstancias y ofrecemos un enriquecimiento vital desde la formación espiritual y religiosa, que procure una experiencia de fe personal integrada en la Comunidad eclesial.

Nuestros Centros persiguen:

  • Mejorar las competencias de nuestros alumnos, respetando su propio ritmo.
  • Potenciar las habilidades sociales ( hábitos de trabajo, respeto...)
  • Ser percibidos como una comunidad comprometida con el entorno y sus problemas sociales
  • Conseguir una mayor implicación de las familias en el proceso educativo de sus hijos
  • Lograr la colaboración de las empresas
  • Lograr que el alumno se sienta querido y protagonista de su propio crecimiento y que las familias lo perciban
  • Dinamizar el Centro en continuo proceso de cambio y mejora ( TIC´s, idiomas, medio ambiente, voluntariado, etc.)
  • Mejorar la coordinación entre la Comunidad Educativa y entre todos los niveles del Centro.
  • Mejorar las infraestructuras para favorecer la práctica docente así como el ocio, el deporte y el uso del tiempo libre.
  • Conseguir una comunidad educativa que comparta la Misión de nuestros Centros.

 

   2.1.2. NUESTRA VISIÓN DEL HORIZONTE FUTURO IDEAL

Nuestra Escuela también educa para el futuro. Como institución cristiana y educativa       proponemos una visión del ideal de persona y de sociedad en los que creemos.

A ) Nuestro sueño pedagógico

Enseñar a ser persona y a saber cuáles son las claves para la felicidad y para el desarrollo de su inteligencia emocional y moral.

  • Crear hábitos de trabajo para mejorar las competencias de nuestros alumnos.
  • Implicación familiar en el crecimiento personal del niño.
  • Coordinación educativa y corresponsabilidad
  • Escuela que prioriza el deporte y su compromiso con el medio ambiente y la ecología.
  • Conseguir la madurez personal, social y trascendente.
  • Enfoque desde el Evangelio-

Serán lugares del aprendizaje social, que enseñen a vivir en familia y en comunidad, como emblema de una sociedad más humana, espacios donde se aprenderán las claves que ya están en el Evangelio

 

B ) Nuestro sueño didáctico:

Una escuela altamente tecnificada. Enseñará y aprenderá utilizando los avances tecnológicos al servicio de una mayor humanización.

Será la escuela interconectada. No aprenderán individualmente y en filas, sino mirándose unos a otros. Aprender no será sinónimo de silencio, escucha y memorización, sino de investigación, selección, significación, debate, consenso, aplicación, responsabilidad, autonomía, etc.

Al mismo tiempo, será una escuela altamente emocional, una escuela del corazón.

Un espacio privilegiado para el aprendizaje de los afectos, de la expresividad, de la creatividad, del tú a tú, del calor, del esfuerzo, del pensamiento asociativo, del aprendizaje haciendo, de experiencias vivenciales significativas.

Será una escuela que aprenderá a atender a cada persona de forma individual, según sus inteligencias, sus intereses y sus progresos.

También será la escuela del aprendizaje social y cooperativo, que construya sociedad, sentido de pertenencia, de amistad, de alteridad.

  • Conseguir la madurez personal, social y trascendente.
  • Atenta a todos los ámbitos como expresión a los signos de la evangelización
  • Una escuela virtual abierta a la equidad.
  • Atiende al sentimiento y acepta las ideas y vivencias
  • Vocación, formación y oración

 

C) Nuestro sueño pastoral

  • Proponer una síntesis entre fe, cultura y vida.
  • Crear un ambiente que favorezca el testimonio y la acción evangelizadora de los creyentes.
  • Impartir la Enseñanza Religiosa Escolar, con programas académicos adecuados en su contenido y calidad.
  • Promover, entre quienes lo deseen y en un marco de libertad, itinerarios de educación en la fe y otras actividades de celebración cristiana y de grupos.
  • Orientar hacia la inserción y el compromiso en los movimientos y servicios eclesiales.
  • Colaborar, desde los valores evangélicos, con otras fuerzas sociales comprometidas en la construcción de una sociedad más humana y más justa.
  • La capacitación para el análisis y la crítica, ayudándoles a descubrir y aceptar los valores éticos y culturales transmitidos.

 

  • Educación emocional y liderazgo espiritual
  • Multifacéticos para llegar ser creativos
  • La tutoría eje de la coordinación y relación
  • Objetivo general:” Todos comprometidos con la pastoral”
  • Desarrollo de la inteligencia a los jóvenes creativos

 

2.1.3. VISIÓN DEL CAMBIO

A/ Los cambios pedagógicos que queremos son:

  • Optar por el modelo “ educar” el aprendizaje de competencias para la formación personal y social.
  • Optar por una escuela multidireccional donde todos – docentes, alumnos y padres- se educan formando comunidades de aprendizaje.
  • Optar por una escuela que atiende de forma individualizada a cada persona, según sus capacidades y circunstancias.
  • Optar por una escuela que acoge a las diferencias.
  • Optar por una escuela para entrenar habilidades para la vida.

 

  • Desarrollar el potencial específico de cada persona.
  • Desarrollo gradual y armónico del niño
  • Valor del estudio y creación de hábitos.

B/ Los cambios didácticos que queremos son:

  • Optar por el aula cooperativa, emocional mediática, inculturada en el mundo, en sus contenidos y sus formas, el aula de la creatividad de los proyectos, de alumnos autónomos que aprenden con autonomía para ser más autónomos, que estimula desde las edades tempranas las inteligencias de cada uno.

B/ Para ello es necesario que la metodología didáctica sea:

  • Vivencial: basada en la experiencia y que enseñe hacer, haciendo.
  • Mediática: preparada para aprender a vivir en la cultura de los medios de comunicación, para manejar herramientas informáticas y para convivir en el mundo de las redes sociales.
  • Socializadora que permita a los claustros ser equipos humanos y de trabajo para enseñar a los alumnos a vivir y a trabajar en red y a responsabilizarse de su grupo.
  • Autónoma que sitúe al alumno como protagonista activo del aprendizaje y al educador como líder, cuyo fin será redescubrir las fuentes del aprendizaje en cada persona.
  • Tutorial que configure la tutoría como un eje articulador del nuevo rol socializador, personalizador y competencial del educador.
  • Interdisciplinar y con conexión entre las redes de educación formal y no formal; que apueste por el desarrollo de las inteligencias múltiples y la transversalidad de los aprendizajes.

 

2.2  MISIÓN

 

La misión de nuestra institución es la educación integral, como propuesta a la sociedad y como parte integrante de la Iglesia. Queremos desarrollar esta misión desde el proyecto del humanismo cristiano y desde los valores del Evangelio.

Nuestra misión se asienta sobre los siguientes principios.

 

Los cambios pastorales que queremos son:

 

  • Optar por una pastoral sistémica, que marque los criterios para la toma de decisiones en todo el centro. Lejos de una pastoral de las actividades.
  • Optar por una pastoral centrada explícitamente en la competencia espiritual como compromiso del Equipo directivo del Claustro.
  • Optar por una pastoral respaldada por el liderazgo espiritual del equipo titular y directivo
  • Optar por una pastoral dirigida a la competencia espiritual del educador, del claustro, de las familias y alumnos, como comunidad educativo cristiana.
  • Optar por la formación de la inteligencia emocional y comunicativa espiritual, tutorial, tecnológica y mediática, una formación desde y para cambios metodológicos o didácticos para lograr profundos cambios de mentalidad.

 

2.2.1 MISIÓN “EDUCAR PARA SER NO PARA TENER”

La razón de ser de nuestro Colegios se encuentra en los criterios pedagógicos Micaelianos basados en el Amor. En ellos se ofrece una formación para el desarrollo integral de la persona inspirada en valores evangélicos y aportando a la sociedad escuelas que transmiten la doctrina de la Iglesia.

La vivencia eucarística de santa María Micaela y su amor a la juventud necesitada, dan una característica propia a los colegios promovidos por la Congregación de RR. Adoratrices, sobre la que recae la titularidad y como tal define la identidad y el estilo educativo de los Centros.

Fundamentadas en la Eucaristía, raíz y savia del amor y misericordia de Dios e instrumento de capacitación para trasmitir el mensaje evangélico liberador, hacen realidad su carisma y misión de Adoración y Liberación, al servicio de la juventud y de la mujer, atendiendo prioritariamente a los más excluidos.

Esta realidad eucarística nos lleva a potenciar una labor formativa que ofrece a toda la comunidad educativa la identificación y el sentido de pertenencia a un centro animado por la espiritualidad Micaeliana.

Formamos enfatizando la educación en valores humanos, como parte de la pedagogía Micaeliana.

Hacemos de nuestra comunidad, el fermento que irradie la fe, el diálogo y el amor, para la construcción de una vida más justa.

 

“Evangelizamos educando al estilo de Sta. Mª Micaela”

Desde el Evangelio y siguiendo la Pedagogía del Amor de Sta. Mª Micaela, queremos desarrollar en cada una de las personas su potencial más profundamente humano, acompañarles en la construcción de sus proyectos de vida, en la búsqueda de sus claves de sentido y referentes de interpretación, abriendo horizontes a la fe, desde una perspectiva trascendente que lleve al encuentro con Jesús.

     2.2.2 NUESTRO EJES

   Para lograr esta misión establecemos tres ejes que estructuran cada acción y   propuesta de nuestro proyecto educativo y que son el referente de nuestros educadores.

EN EL ASPECTO INDIVIDUAL

  • La capacitación de cada alumno para que sepa dar respuestas personales a los retos del futuro.
  • El desarrollo de forma armónica, gradual y adaptada a la edad, de los componentes de la personalidad humana: intelectuales, volitivos, afectivos, etc.
  • La adaptación de hábitos intelectuales y de trabajo
  • La capacitación para el análisis y la crítica, ayudándoles a descubrir y aceptar los valores éticos y culturales, transmitidos a lo largo de la historia.

  

 

EN EL ASPECTO SOCIAL

  • Ayudarles a conocer y a tomar conciencia de las distintas realidades sociales y a comprometerse, como nos pide la Iglesia, en la búsqueda de la justicia, la paz y la fraternidad humana.
  • Realizar sistemáticamente trabajos en equipo y actividades coordinadas.
  • Lograr que los alumnos participen activamente en la vida del Colegio y que asuman responsabilidades proporcionadas a su edad.

 

EN EL ASPECTO TRASCENDENTE

 

  • Un anuncio explícito y progresivo del mensaje evangélico.
  • Acompañar al alumno en su crecimiento en la fe y ayudarle a ser consecuente con ella desde un compromiso cristiano.
  • Ofrecer a María, como modelo de acogida e interiorización de la palabra de Dios en la propia vida y de respuesta comprometida.
  • Proporcionar al alumno una orientación vocacional que le capacite para elegir entre diversos estados de vida cristiana y las distintas profesiones y actividades.

 

2.3  VALORES

 

Los principios orientadores que definen nuestro sistema de valores son:

  • La Pedagogía Micaeliana cuyo sentido más profundo se encuentra en la palabra AMOR. Es una pedagogía que parte del contacto directo y personal con el alumno, que tiene sus cimientos en la responsabilidad y compromiso, para educar en el amor, ser formadores integrales, defensores de los derechos humanos, comunicadores de la VERDAD.
  • La opción por los más necesitados con un espíritu de servicio, entrega profesional, desinteresada y solidaria.
  • Cree en la posibilidad de cambio de nuestros alumnos.
  • Promover la acción educativa en un clima de libertad, participación y respeto como base de las relaciones personales.
  • Capacidad de escucha entre toda la Comunidad Educativa.
  • Propiciar un clima de trabajo que posibilite buenas relaciones personales.
  • Educar en el respeto y la solidaridad hacia las diferentes culturas.
  • Apertura a una sociedad cambiante, pluralista y multicultural como base para una educación en igualdad.
  • Impulsar el respeto y cuidado por el entorno y medio ambiente.

 

2.4  RASGOS DE IDENTIDAD

 

2.4.1 NUESTRO PROYECTO ESTÁ BASADO EN EL PROYECTO EVAGÉLICO DE JESÚS, COMO PROPUESTA ALTERNATIVA Y SIGNIFICATIVA DE UNA SOCIEDAD JUSTA, MÁS HUMANA Y LIBERADORA.

Entendemos que la particularidad de nuestro proyecto, es ofertar una propuesta alternativa, no igualable a otras propuestas educativas, la que nos da identidad, nos distingue y hace que seamos necesarios en nuestra sociedad.

Nuestro Proyecto educativo tiene unos rasgos de identidad propios y se basa en el carisma institucional y en el proyecto evangélico de Jesús de Nazaret; se dirige a cada persona, con intención de liberarla de sus ataduras y potenciar sus posibilidades, buscando constituir una nueva humanidad en la que todos seamos hermanos y nos sintamos hijos del mismo Padre.

Está atento a los conflictos que vive nuestro mundo, tiene como primeros destinatarios a los pobres y los más débiles, de acuerdo con el espíritu de la Bienaventuranzas. Potencia y genera la vida, el sentido de trascendencia, la dignidad, la libertad, la humanidad y denuncia de la injusticia.

 

Nos distinguimos por la práctica de:

 

  • Una acción educativa que se fundamenta en el amor
  • Una enseñanza que lleve al diálogo entre fe y cultura.
  • Un clima escolar que esté configurado por la vivencia cristiana.
  • Actividades de libre opción donde tenga un lugar importante de oración y de vida sacramental.
  • Aunar esfuerzos en orden a potenciar la integración y participación de la COMUNIDAD EDUCATIVA, que nos lleve a ser comunidades abiertas y disponibles.

       Nuestra pastoral no debe ser una amalgama de actividades frenéticas, sino que desde un enfoque interdisciplinar y no sólo desde la enseñanza religiosa o las campañas, permita a todos los educadores, en todas las materias, tiempos y espacios tener como fin educativo último la competencia espiritual.

Aspiramos a que se estructure en determinados indicadores sistemáticos de pastoral, que den lugar a una configuración determinada de la cultura organizativa de nuestros centros.

 

 

2.4.2 NOS IDENTIFICA UNA VISIÓN TRASCENDENTE DE LA CULTURA, LA HISTORIA, LA EDUCACIÓN Y LA PERSONA.

Personas, grupos y sociedades viven en un entramado de valores, intereses y educación, objetivos que suponen una visión particular de la persona y del entorno que le rodea. Esta situación se produce, con mayor fuerza, en el ámbito educativo. Por ello para educar debemos partir de una determinada lectura del hombre y de la vida, inspirada en el humanismo cristiano, la visión trascendente de la persona y la atención a los más necesitados. En nuestro proyecto está presente el principio católico de apertura a lo universal y a la integración de culturas, que se hace más, que se hace muy relevante en nuestro estilo pedagógico, basado en la cercanía del alumno y el respeto a la diversidad, en estrecha colaboración con las familias afines a nuestro carisma institucional. Por otra parte, abordamos la posible situación de increencia y de frialdad de fe, como reto al que correspondemos con la búsqueda de nuevas formas y lenguajes que conecten con el imaginario cultural y las necesidades emocionales de los miembros de nuestra sociedad.

2.3.4 OPTAMOS POR UN ESTILO PASTORAL Y UN PROCESO DE EDUCACIÓN EN LA FE PROPIOS.

Esta opción requiere dar algunos pasos, que sirven como indicadores, si la pastoral salta de umbrales básicos más complejos. Partiendo de la inculturación de la fe, cada educador se sitúa en la zona de desarrollo real para provocar el salto del alumno a la zona de desarrollo por sí mismo. Para ello priorizamos el aprendizaje por parte de los educadores de los códigos culturales y mediáticos del alumno.

La evangelización de los jóvenes es la primera y fundamental finalidad de nuestra misión. Nuestro proyecto está radicalmente abierto y positivamente orientado a la plena madurez de los jóvenes en Cristo.

  • Optamos por el desarrollo de valores que nos lleven a la trascendencia.
  • Priorizamos los procesos integrales personalizados
  • Partimos de la educación emocional a la educación de la interioridad.
  • La relación y la escucha abren el camino interior hacia Dios

 

La formación espiritual está en el centro de todo desarrollo de la persona. Acompañamos y cualificamos el crecimiento humano con un itinerario de evangelización y de educación en la fe.

Procuramos que todos los elementos educativos del ambiente, de los procesos, de las estructuras, de los contenidos curriculares y de las relaciones sean coherentes y estén abiertos al Evangelio.

Promovemos el desarrollo de la dimensión religiosa de la persona, tanto en los cristianos como en los que pertenecen a otras religiones mediante:

  • Una educación en valores y actitudes que desarrollen la disponibilidad a la fe y a apertura a Dios.
  • Optamos por un tipo de pastoral del umbral, es decir educar la fe desde los principios de la pedagogía y las competencias emocionales y existenciales, que capacitan a la persona para vivir la fe.
  • Apostamos por los procesos de personalización como procesos integrales
  • Usamos la pedagogía de la pregunta para capacitar al alumno a interrogarse por las grandes cuestiones que dan sentido a la vida.
  • Saltamos de la educación emocional a la educación de la interioridad, logrando asentar las competencias de autoconocimiento, la realción y la escucha.
  • Educamos la alteridad para educar la interioridad, posibilitando en la persona la relación interior con Dios.
  • Brindamos un marco de vivencia cristiana en una comunidad plural y acogedora, desde un enfoque interdisciplinar, no sólo desde la enseñanza religiosa que permita a todos los educadores, en todas las materias, tiempos y espacios tener como fin educativo último, la educación de la competencia espiritual.
  • Aspiramos a que se estructure en determinados indicadores sistemáticos de pastoral, que den lugar a una configuración determinada de la cultura organizativa de nuestros centros, no como estrategias de adoctrinamiento o de trasmisión de contenidos.

 

2.5  CULTURA ORGANIZATIVA

 

La cultura organizativa define el estilo de vivir y convivir dentro de nuestros equipos y comunidades, nuestro estilo de trabajo, nuestra forma de afrontar los conflictos, de tomar decisiones, nuestro estilo pedagógico, nuestros métodos, nuestras formas y nuestra estética.

Podemos estructurar la propuesta de cultura organizativa institucional en tres dimensiones.

  • La cultura emocional y comunicativa: qué rasgos serán la base de las relaciones, los métodos, las formas de trabajar, dialogar y decidir.
  • El mapa de competencias del educador: qué competencias se va a priorizar en la selección, formación y el emprendimiento de proyectos.
  • El estilo de liderazgo institucional: qué perfil y competencias se va a demandar a los miembros de nuestros equipos directivos y otros cargos de responsabilidad y coordinación.

 

El centro es el alumno/a y lo educamos a través de las Pedagogía del Amor